Royal Courtesan, el puro más caro del mundo cuesta un millón de euros

La compañía Gurkha Cigars ha decidido lanzarse a la piscina del lujo y comercializar el ya bautizado como ‘el cigarro más caro del mundo’. Se llama Royal Courtesan y cada uno de sus ejemplares alcanza los seis ceros.

Un millón de euros reducido a cenizas en tan solo unos pocos minutos. Aunque pueda sonar a ciencia ficción o al argumento de una disparatada película, la realidad va por otro camino. La compañía Gurkha Cigars ha decidido lanzarse a la piscina del lujo y comercializar el ya bautizado como ‘el cigarro más caro del mundo’. Se llama Royal Courtesan y cada uno de sus ejemplares alcanza los seis ceros. ¿Hemos tocado ya techo con esto de la exclusividad?

Confeccionar un producto tan caro no es tarea fácil. Hay que utilizar no solo los mejores ingredientes, sino también procesos técnicos nunca vistos. Ahí es donde han decidido poner el ojo los responsables de Gurkha Cigars. “Utilizamos ingredientes que nunca hubieses podido imaginar y el mayor de los cuidados”, afirman. Fabricados completamente a mano, estos exclusivos cigarros se infusionan primero cognac Louis XIII Black Pearl de Remy Martin, cuyo precio por botella puede llegar a alcanzar, fácilmente, los 150.000 euros. Así empieza ya a entenderse el precio del resultado final…

Los Royal Courtesan se rellenan con tabaco únicamente regado con ‘Fiji water’, una de las aguas más caras y puras del planeta -además de ser la favorita de las celebrities, sobre todo, estadounidenses-, y un ingrediente especial obtenido de ‘tierras antiguas del mismo Himalaya’. El misterio, en los productos de alto lujo, es siempre algo esencial. Y como broche final, el cigarro se envuelve con una hoja de oro puro y se realizan incrustaciones de diamantes de cinco quilates. Todo para poder disfrutar de una experiencia inigualable al alcance, claro, de muy pocos.

[Etiqueta]

“Los clientes de Gurkha están acostumbrados únicamente a lo mejor. Por eso, siempre producimos únicamente lo mejor”, afirma Kaizad Hansotia, CEO de Gurkha Cigars. “Este puro es solo para aquellos que buscan la experiencia más exclusiva, más lujosa y más exuberante que un cigarro pueda ofrecer”. Para asegurarse la excelencia del proceso, tan solo un selecto grupo de expertos en el arte de enrollar tabaco están autorizados a manipularlo. De hecho, durante la fabricación de los puros, los artesanos llevan los ojos vendados de forma que sean solo sus sentidos los que guíen sus movimientos de forma natural y sin distracciones.

El cuidado que supone manipular cigarros valorados en un millón de dólares ha hecho que Gurkha Cigars no deje nada al azar. Los pocos elegidos que se animen a disfrutar de la experiencia del Royal Courtesan recibirán su pedido de manos de un mensajero específicamente designado para ello y que, además, velará por la integridad del producto en todo momento. De hecho, tan solo podrá utilizar unos guantes blancos especiales para la entrega. Sin duda, toda precaución es poca cuando se trata del puro más caro del mundo.

Diario Expansión de España

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Visiones para el desarrolloCAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Gobernar las ciudades: el rol de los centros ...

El cine es un espejoRaúl Ortiz Mory

Toy Story 4

Atalaya EconómicaManuel Romero Caro

Nuevos proyectos con sobornos recibirían los...

Te lo cuento fácilLos alumnos de la UP escriben este blog

¿Por qué impulsar las agroexportaciones no ...

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO